Trenes de la nueva "Ruta de la Seda" crean oportunidades para China y Europa

JUNIO 20, 2016

En la ciudad de Lodz, centro de Polonia, un tren de carga con decenas de contenedores entró a la plataforma tras un viaje de apenas diez días desde Chengdu, capital de la provincia china de Sichuan, hasta Polonia.


Tan pronto como se detuvo el tren, los trabajadores polacos de logística empezaron a descargar los contenedores.


"Estos contenedores están llenos de teléfonos móviles, tabletas, computadoras portátiles y accesorios para dispositivos electrónicos de China", dijo el gerente de de logística de Lodz, mientras vigilaba las operaciones con grúa. Estos artículos "Hechos en China" pronto serán entregados a varias regiones de Polonia y llegarán a los clientes en unas horas.


"El tren actual China-Europa es justo como una 'nueva Ruta de la Seda' que conecta a China con los países de Europa Central y Oriental"


En la antigüedad, existió la histórica Ruta de la Seda que sirvió como corredor económico y ruta comercial que vinculó a China con Occidente durante cerca de 2.000 años, la cual realmente desempeñó un papel importantísimo en los intercambios económicos y culturales entre China y Europa.


Los polacos consideran que con el apoyo de la iniciativa "Un cinturón - una Ruta", la importancia de los trenes rápidos China-Europa irá más allá de los valores y beneficios económicos.


Como una de las principales rutas ferroviarias entre China y Europa, el Servicio de Tren Rápido Chengdu-Europa, inició operaciones el 23 de abril de 2013, vinculando Chengdu con Lodz, un centro de tránsito logístico emergente en Europa. Esta ruta fue extendida en abril de este año a Kutno, otra ciudad en el centro de Polonia.


Kutno se encuentra en el cruce de importantes rutas de transporte internacional, tanto de Asia hacia Europa como del mar Báltico al Adriático, lo que lo convierte en uno de los centros logísticos más importantes del continente europeo. La carga de los trenes de Asia será distribuida a distintos destinos de Europa por carretera y tren.


Para aprovechar plenamente esta ruta ferroviaria directa, Chengdu propuso un nuevo plan estratégico llamado "Chengdu-Europa Plus", el cual se ajusta a la iniciativa "Un cinturón - una Ruta".


De acuerdo con el nuevo plan, los bienes de Europa serán distribuidos desde Chengdu hasta el delta del río Perla de China, el delta del río Yangtsé y la cuenca económica de Bohai, así como a los países y regiones del sureste de Asia.


Los productos chinos transportados a través de la ruta rápida Chengdu-Europa serán distribuidos a los países europeos desde Kutno.


Los gobiernos municipales de Chengdu y Lotz han establecido oficinas en sus respectivas ciudades para coordinar y promover mejor la ruta logística y se espera que cerca de 400 trenes de carga tomen esta ruta en 2016, comentó el asesor comercial de la embajada china en Varsovia.


La iniciativa china "Un cinturón - Una Ruta", y la agenda de coordinadores europeos propuesta por la Unión Europea (UE) se complementan para que la cooperación entre las dos partes sea exitosa y brinde nuevas oportunidades de exportación para los productos polacos.


Gracias al exitoso establecimiento y operación del servicio de tren rápido China-Europa, Sichuan, un centro económico regional en el suroeste de China, ha desarrollado una relación más cercana con Polonia, país que se ha convertido en el mayor socio comercial de esa provincia en Europa Central y Europa del Este.


La iniciativa "Un cinturón - Una Ruta" está rindiendo sus primeros frutos.

Publicado por:
ERIC PINEDA